viernes, 10 de agosto de 2012

18 El arquero

Nuestro cazador más peligroso es uno mismo.


   Una y otra vez el cuerpo del arquero es atravesado por flechas. Se da cuenta de su verdadera identidad: él es la presa.


De: El tesoro de la sombra de Alejandro Jodorowsky.



No hay comentarios:

Publicar un comentario

Visitantes